Bienvenidas a mi taller!

Mi taller es un lugar abierto a amigas interesadas en las manualidades. Espero podamos enriquecernos intercambiando ideas.
"Cada fracaso enseña al hombre algo que necesitaba aprender". Charles Dickens.


söndag 5 oktober 2008

Mi hijo menor cumple 30 años hoy! Me parece mentira que mis dos hijos hayan pasado los treinta años! cuando crecieron tanto??
Cuando cumplieron 18 años años les regalé unos cuadros grandotes donde había hecho un collage con fotos de ellos en distintas edades. Cuando cumplieron los 25 les decoré la casa con fotos y abajo de cada una hacía un comentario sobre lo que estaban haciendo en la foto y como daba para pensar en lo que serían en el futuro.

El año pasado cumplió los 30 mi hijo mayor, con mi nuera le organizamos una fiesta sorpresa, tan sorpresa que casi nos sorprende a nosotras mismas.
Todo empezó que planificando la fiesta se encontraron con que casi todos sus amigos estaban de viaje, lo que suele suceder a finales de julio, no hay casi nada más que turistas en Estocolmo.

Decidieron postergar los festejos para cuando todos volvieran de las vacaciones, pero a mí me pareció que algo debíamos hacer en su día, aunque fuera una cena familiar. Después pensé que eran sus 30 años y era una lástima que estuviera solamente la familia, sería lindo darle la sorpresa de que hubiera por lo menos un amigo también en casa y que él no supiera (quiero decir que mi hijo no supiera, pero que el amigo sí supiera donde estaba). La idea le gustó a mi nuera y se puso a llamar gente a ver si encontraba a alguien que pudiera venir.

Y encontró a uno que podía venir con su novia, después encontró a otro que podía venir con su novia y dos hijos, después encontró a otro. Ya ví que cena-cena no podía ser, dónde se iban a sentar, en mi cocina chiquita no cabía tanta gente. Empecé a planificar otro tipo de comida, empanadas, pascualina, torta de fiambre, etc. Después de cada llamada de mi nuera aumentaba mi pánico de que no alcanzaría la comida para tanta gente y agregaba algo al menú que ya tenía planificado.

A mi hijo le dijimos que nos reúniamos a comer en casa a las dos de la tarde, a los demás les dijimos a la una y media, cosa de que todos estuvieran aquí cuando llegara el del cumpleaños. Y que estacionaran lejos de casa para que él no reconociera los autos.

Vinieron todos tempranito, el primero en llegar apareció con otra pareja que él había invitado, cuando se enteró de esta fiesta se había puesto a llamar, por cuenta propia, a los amigos y conocidos en común que tenía con mi hijo para que vinieran todos, por suerte no encontró a casi nadie, pero ni sorpresa que me dió a mí! De nosotros, familia, más uno o dos amigos habíamos pasado a ser entre quince y veinte personas.

A medida que iban llegando se sacaban los zapatos, como siempre se hace aquí, e iban a dejarlos junto con carteras y camperas, a mi cuarto, no dejando nada a la vista.

Cuando mi hijo tocó timbre se escondieron todos, unos en mi cuarto, otros en el living detrás de los muebles. Abrí la puerta, mi otro hijo con mi nuera y nieta ya estaban aquí, todos saludamos al del cumpleaños, le dije que la comida casi estaba pronta, que fueran para la cocina y ahí salieron todos de sus escondites gritando y cantando.

La cara de mi hijo debimos haberla fotografiado pero nadie tenía la cámara a mano, una lástima realmente, fue un poema, quedó de boca abierta y se notaba que no entendía nada, fue más que una sorpresa!! casi quedó en estado de schock.

Por suerte siempre soy una exagerada cocinando, así que a pesar de que vino gente que no esperaba, la comida no solamente alcanzó sino que sobraron montones. Y pasamos muy bien.

Este año cumple los 30 mi otro hijo pero a él no le gustan las sorpresas, en un momento hablamos de hacerle algo a él también pero terminó todo en que hoy se hará fiesta a la que él mismo invitó. El regalo ya se lo hicimos hace unas tres semanas porque lo pidió adelantado, pero no iré con las manos vacías, le llevo la manta, a la que al final le agregué un par de carreras más en el marrón casi negro. También le preparé el cuadro con los diplomas:

Quedó todo muy borroso por estar detrás de un vidrio, pero pueden hacerse una idea de como lo hice. Son diplomas de la escuela, la tarjeta más chica que aparece en el centro es un "carnet de conducir" el taladro, se lo dieron en las clases de manualidades/carpintería a la que todos los niños van a partir de los ocho años. Como quedaban unos espacios vacíos porque un diploma es más chico, llené esos huecos con fotos carnet de cuando iba a la escuela, y hay una de cuando iba a la guardería también.

Grifut me ha pasado un lindo premio que puse en mi otro blog.

4 kommentarer:

Ana sa...

Themis, es hermoso todo lo que contas y la forma en que describes la situaciones, me imaginos los apuros y corridas pero el resultado es un lindo recuerdo.
Te envío un beso y que pases un lindo domingo.

Me dicen Lidín. sa...

Themis, es un gusto leerte!!! qué sorpresa la de tu hijo y la tuya con tantos comensales jajajijijiji.

Muy lindo lo del Diario de ella y él, nosotras siempre haciéndonos películas y él era por el partido, así somos y así son!!!.

Muy linda la compra de papeles, yo tampoco puedo salir a la calle y algo no traer y también soy jubilada, pero aunque sea algo.

Aún no pude unir los blogs, en el de reciclado me sale el de manualidades pero al revés no.

Contá eso de la sacada de zapatos, pensé que era árabe nada más.

Besos.

tia elsa sa...

Que cómico lo de la fiesta sorpresa, realmente lograron sorprenderte a ti! jajaja! A nosotros con la sorpresa a Franco nos pasó lo mismo en cuanto a que nadie se acordó de la cámara y por lo tanto nos perdimo retratar su cara de sorpresa y desubicación, no entender nada como le pasó a tu hijo. Feliz cumple para el menor de tus retoños y que la pasen de diez, besitos tìa Elsa.

SOFIASOL sa...

Felicitaciones por el cumpleaños, cuando alguien cumple años acostumbro a saludar a la madre (sufrio lo suyo para ese hijo cumpliera años, no??) asi que felicitaciones!!!!